Yo soy tú y tú eres yo

Escrito por Dr. Janez Drnovek, Presidente de Slovenja.

Drnovsek Yo soy tú y tú eres yo. Ambos sentimos lo mismo, sufrimos lo mismo. Un humano es un humano, los animales son animales, pero sentimos lo mismo. Los humanos matan y se alimentan de animales. Los animales sufren. Los humanos matan a humanos, aunque sientan y sufran lo mismo.

http://www.european-vegetarian.org/l...s.php?id=23602

Drnovsek2

YO SOY TÚ Y TÚ ERES YO
Dr. Janez Drnovek, President of Slovenia

Yo soy tú y tú eres yo. Ambos sentimos lo mismo, sufrimos lo mismo. Un humano es un humano, los animales son animales, pero sentimos lo mismo. Los humanos matan y se alimentan de animales. Los animales sufren. Los humanos matan a humanos, aunque sientan y sufran lo mismo. ¿Quién puede entender al mundo?

Pero somos una unidad: humanos, animales y naturaleza. Estamos relacionados y nos destruimos unos a otros. O más bien, los humanos destruyen a los animales y a la naturaleza. Por comida, aunque no sea necesario; simplemente por codicia. ¿Tenemos que torturar y matar animales? No, es algo innecesario; los alimentos vegetales son mucho más saludables para los humanos.

¿Tenemos que destruir esta tierra, el aire y el agua? No debemos hacerlo, sin embargo lo hacemos siguiendo un deseo insaciable por obtener ganancias. Este deseo genera nuevos deseos y necesidades, que satisfacemos siempre con nuevos productos, cuya producción destruye con más intensidad el medio ambiente.

Esta "civilización de consumidores" produce una multiplicidad de bienes que en realidad no son necesarios para los humanos. Con sus mecanismos para producir siempre nuevos deseos y necesidades imaginarias, la espiral de productos inútiles aumenta aceleradamente. Y se ignora a decenas de millones de personas que ni siquiera tienen comida y agua necesarias para sobrevivir, mucho menos la capacidad para participar en esta orgía de consumismo moderno.

El hombre no tiene compasión por los humanos, no tiene compasión por los animales, ha perdido el contacto con el ambiente natural. Crea su propio mundo virtual, en donde no vive su propia vida, sino la vida de un robot consumidor, separándose aún más de su verdadero ser. Lenta y gradualmente dejará de ser una persona sensible conectada con otros seres y con la naturaleza. Al final, ya no habrá un mundo real: en algún punto de esta trayectoria, simplemente desaparecerá.


Entrevista: http://www.animalsvoice.com/PAGES/writes/editorial/essays/anirites/slovenia_pres.html