Varapalo judicial al cazador que dejó morir de hambre a sus perros

Escrito por PACMA.

La jueza desestima la nulidad de actuaciones solicitada por el cazador que dejó morir de hambre a sus perros.

Varapalo judicial  al cazador que dejó morir de hambre a sus perros El Juzgado de Primera Instancia de Denia 1 de Denia ha desestimado el incidente de nulidad de actuaciones solicitado por el cazador de Benidoleig (Alicante) que dejó morir de hambre a sus perros. Dicho incidente de nulidad fue interpuesto tras la desestimación por parte de la Audiencia Provincial de Alicante del recurso que rechazaba la intención del cazador de apartar al Partido Animalista de la acusación popular. Además, el Juzgado impone una multa al cazador y le condena a abonar las costas de la solicitud de nulidad, puesto que aprecia que actuó con temeridad procesal y con el objetivo de dilatar el procedimiento. El cazador, en su declaración ante la Guardia Civil, manifestó que llevaba dos meses sin pasar por la finca donde estaban encerrados los perros en una jaula, y cuando le preguntaron el motivo, respondió que no valían para la caza. Desde el Partido Animalista mostramos nuestra satisfacción ante este Auto del Juzgado, y confiamos en que se castigue al cazador por un delito constatado de maltrato animal. “Esperamos una sentencia ejemplarizante. Es hora de considerar a los animales como seres que sufren decisiones tan terribles como la que tomó este cazador, para quien los animales solo son herramientas que se desechan cuando no sirven”, manifiesta Silvia Barquero, portavoz del PACMA. El cazador pretendía que el Partido Animalista fuera apartado de la acusación, y paralizar el procedimiento. Sin embargo, tras la desestimación de la nulidad de actuaciones, el juicio continúa adelante, con el Partido Animalista formando parte del mismo en concepto de acusación popular.

Artículo original aquí.


 

Multa de 19.000 euros para un cazador que maltrataba a sus perros en una finca de Montcada i Reixac

Agricultura también lo ha inhabilitado durante un periodo de cinco años para la tenencia de animales

La Fundación Altarriba afirma que se trata e la sanción más alta impuesta en Catalunya por un caso similar

FERRAN COSCULLUELA / Girona

 

El Ayuntamiento de Montcada i Reixac y la Conselleria d'Agricultura han impuesto tres multaspor un importe total de 19.000 euros a un cazador que tenía encerrados, en unas condicions deplorables, a una treintena de perros en una finca de ese municipio. En la parcela también se hallaron los restos de otros 23 canes, la mayoría de ellos enterrados, aunque uno de los cadáveres correspondía a un animal que había fallecido envenenado pocas horas antes.

 

zoomRestos de uno de los perros encontrados en la finca de Montcada

Restos de uno de los perros encontrados en la finca de Montcada ANIMAL RESCUE

zoomCadáver de un perro envenenado hallado en la finca de Montcada

Cadáver de un perro envenenado hallado en la finca de Montcada ANIMAL RESCUE

zoomRescate de uno de los canes maltratados en Montcada

Rescate de uno de los canes maltratados en Montcada ANIMAL RESCUE

En su resolución, Agricultura también inhabilita aFaustino L. P. para la tenencia de animales durante un periodo de cinco años por maltratar o agredir físicamente a los animales, mantenerlos sin laalimentación necesaria y en instalacionesinadecuadas desde el punto de vista higiénico y sanitario, y por no prestarles la atención veterinaria necesaria.

Los hechos se remontan a diciembre de 2011, cuando Fundación Altarriba y DAR Animal Rescue documentaron la presencia de 33 perros en muy malas condiciones en una finca de Montcada. Los animales fueron decomisados días después por los Agentes Rurales de la Generalitat.

UN INFIERNO

"Lo que vimos allí era un infierno de suciedad, agua podrida, cadenas y excrementos", explica Karin Pielanen, de DAR Animal Rescue, que intervino en el decomiso. "Aquellos animales estaban suplicando por su vida. En días anteriores vi a uno atado con parte de las vísceras fuera, y otro que me lamía la mano a través de los barrotes. El día del decomiso encontré el cadáver de este animal tirado en el basurero, con una herida terrible en la pata". Según la necropsia, murió por ingesta de un producto químico utilizado en la agricultura.

Yolanda Valbuena, responsable del área jurídica de la Fundación Altarriba, dedicada a la protección de los animales, ha explicado que esta es la sanción económica más elevada que se ha impuesto en Catalunya por un caso semejante.

MALAS PRÁCTICAS

La especialista jurídica denuncia que hay algunos cazadores que mantienen a sus perros “en pozos miserables, inmundos, con heridas sin curar infectadas. Utilizan a los perros para su hobby particular, pero queriéndose ahorrar los veterinarios y alimentación. Los mantienen atados a lo largo de toda la semana, salvo los días de caza en que los lanzan contra un jabalí. El resto de días y meses del año, los animales se mueren de pena y de dolor, atados todo el día o encerrados en diminutas jaulas", añade.

Valbuena afirma que las protectoras de animales se enfrentan frecuentemente a situaciones como esta, en las que tienen que hacerse cargo de un gran número de animales maltratados e intentar encontrarles un nuevo hogar. "Es vital que la sociedad nos ayude, porque solos no podemos. Las protectoras nos encargamos de la parte más dura, pero necesitamos apoyo para seguir", añade.